Alerta de derechos humanos en #COP10

La Secretaría del CMCT está trabajando entre bastidores para imponer una visión estrecha de los derechos humanos y el tabaco dentro del sistema de la ONU y entre los países (las Partes del Convenio).

En una reciente Reunión del Grupo de Trabajo de la ONU sobre Enfermedades No Transmisibles Lynn Gentile, de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, subrayó que unEl marco de derechos humanos es indispensable para responder a retos sanitarios como las ENT y la salud mental"..

El tabaco fue uno de los temas clave de la reunión. Se informó de que los miembros del Grupo de Trabajo habían acordado planes para 'garantizar [el] éxito de la conferencia y la reunión de las Partes en el Convenio Marco para el Control del Tabaco en Panamá..'. Este es un ejemplo de cómo los funcionarios de la ONU trabajan entre bastidores para influir en los resultados de las reuniones de la Convención.

También se ha informado de que el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y la Secretaría del Convenio CMCT están ultimando una serie de informes políticos que proporcionarán a los gobiernos información sobre cómo afecta el control del tabaco a los distintos sectores. Es probable que estos documentos se publiquen en el último momento y no figuren en el Programa de la COP.

Bajo la dirección de su actual responsable, Adriana Blanco Marquizo, la Secretaría de la Convención ha afianzado su labor en todo el sistema de las Naciones Unidas, incluidos los siguientes ámbitos derechos humanos. Presenta una visión estrecha del control del tabaco a otras agencias de la ONU que pueden tener pocos conocimientos especializados sobre el tabaco.

La Secretaría informe a la COP (FCTC/COP/10/15)  sobre cómo los derechos humanos se entrecruzan con el trabajo del CMCT es unilateral y escaso. Incluye declaraciones sobre la protección de las personas frente al humo del tabaco, menciones al derecho a la vida y al estado de salud más alto posible y a los derechos de los niños y los cultivadores de tabaco. La Secretaría no menciona otra corriente de trabajo en materia de derechos humanos dentro del sistema de las Naciones Unidas, en la que el acceso a los recursos de reducción de daños es un elemento clave del derecho a la salud.  La legislación internacional sobre derechos humanos apoya la reducción de daños, un argumento inicialmente esgrimido por la Relator Especial de la ONU sobre el derecho a la salud y ahora reconocido por muchas agencias de la ONU que trabajan en el ámbito de las drogas y en la reducción de daños del VIH. El acceso a productos de nicotina más seguros puede considerarse parte del derecho a la salud, en el sentido de que las personas deberían poder elegir alternativas más seguras al tabaco.

Como Copwatch se ha esforzado en señalar, la reducción del daño del tabaco (THR) está, hasta ahora, ausente de la COP10. Ninguno de los documentos o informes destinados a influir en las Partes menciona que los productos de nicotina más seguros ofrezcan oportunidades para la salud individual y pública. Los productos de nicotina más seguros se presentan como una amenaza para el control del tabaco, en lugar de como un potencial para desviar a la gente del hábito de fumar y de otros consumos de tabaco de riesgo. 

Los documentos de la COP clasifican todos los productos del tabaco juntos y no distinguen entre productos del tabaco de alto riesgo y alternativas más seguras. Predecimos que la estrecha perspectiva de los derechos humanos propuesta por la Secretaría presentará los productos de nicotina más seguros como una amenaza al derecho a la salud, al igual que los cigarrillos. Los grupos de defensa de los consumidores de THR están haciendo hincapié en el derecho a acceder a productos de nicotina más seguros. En un Carta abierta dirigida al Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos - Volker Türk - 52 organizaciones de la sociedad civil subrayan la urgencia de adoptar estrategias basadas en la reducción de daños y el derecho a la salud (ver aquí para la versión inglesa). Piden que el sistema de la ONU reconozca la reducción de daños como obligatoria en virtud del derecho a la salud y que anime a la OMS a reconocer la legitimidad de la reducción de daños en relación con el tabaquismo, a animar a los Estados a adoptar políticas de reducción de daños y a fomentar la participación de grupos de consumidores en la COP. Será interesante ver la respuesta.

Presupuesto del CMCT: buen trabajo si se consigue

Copwatch le ofrece lo que necesita saber sobre los documentos de la COP10 relativos al presupuesto del CMCT. Se trata de tres documentos, todos ellos publicados en la COP10 página principal de documentos:

FCTC/COP/10/17 Propuesta de Plan de Trabajo y Presupuesto para el periodo financiero 2024-2025, 

FCTC/COP/10/18 Fondo de inversión de la OMS para el CMCTy

FCTC/COP/10/19 Rev.1 Pago de cuotas y medidas para reducir los atrasos de las Partes 

Lo primero que debe saber es que 59 Partidos no han pagado sus cotizaciones. Es decir, alrededor de un tercio de los miembros del CMCT.. También debe saber que el mayor financiador del CMCT es China. Como sabemos, China también alberga el Tabaco en China monopolio, la mayor empresa de cigarrillos del mundo.

En segundo lugar, en el periodo 2024-2025, el CMCT prevé gastar unos 17 millones de USD en gastos directos, excluidos los costes de recuperación (19/10 Rev1). Casi la mitad de esta cantidad se destina a los sueldos de los burócratas de la OMS. Se espera que unos 2 millones de USD de los 8 millones presupuestados para sueldos se cubran con contribuciones "extrapresupuestarias". Parece probable que las contribuciones "extrapresupuestarias" procedan de donantes ricos, que fijarán la agenda en función de sus intereses, no de los intereses de las personas que fuman o de los países en los que residen.

El mayor coste no salarial, con diferencia, es... la organización de la COP11, con casi 1,7 millones de dólares. Copwatch está confundido. En agosto, se reveló que hubo indignación en Panamá al revelarse que el Ministerio de Salud (Minsa) había gastado "$4,881,732.20 para la organización de una conferencia contra el tabaco". ¿Se trata de 1,7 millones de USD adicionales?

¿Qué le parece esto como contribuyente? Dado el secretismo de los COP, no podrá juzgar si su dinero le sale rentable. 

En tercer lugar, suponemos que el fondo de inversión lanzado en la COP9 no está funcionando bien. Pero sólo podemos suponerlo, ya que no hay nada escrito al respecto, sino que se promete que "la Secretaría del Convenio proporcionará una actualización verbal en la Décima sesión de la COP (COP10) sobre el estado de las inversiones para el Fondo". (10/18). 

Estos documentos revelan que el CMCT se ha topado con otro problema: que nadie quiere formar parte de los dos comités de supervisión ("fue un reto atraer a candidatos cualificados" - ver 10/18). Uno de los comités estaba destinado al Fondo de Inversión para el CMCT de la OMS y el otro al Fondo de Inversión para apoyar la aplicación del Protocolo para la Eliminación del Comercio Ilícito de Productos de Tabaco (para el cual ni una sola persona expresaron su interés en servir). Como resultado, la Secretaría del CMCT propone fusionar los dos comités en uno solo, y definirá su propósito, funciones, autoridad, composición y selección, así como otros asuntos administrativos.

Este es el problema de la propuesta: los miembros del Comité de Supervisión deben ser propuestos por el Comité de Selección. ¿Quién es el Comité de Selección? El Presidente y un Vicepresidente del órgano rector de cada tratado, así como el Jefe de la Secretaría de la Convención. En otras palabras, las personas encargadas de la supervisión son nombradas por las mismas personas a las que se supone que deben supervisar. La reelección del Comité de Supervisión depende de nuevo del Comité de Selección.  

Pero, ¿tiene realmente importancia? No estamos tan seguros, porque el Comité de Supervisión es puramente consultivo y no tiene ninguna responsabilidad de gestión, decisión u operativa. Sólo tiene que reunirse dos veces al año, y la COP y la MOP pueden hacer caso omiso de sus recomendaciones. Por último, en consonancia con la ética de la OMS de encubrir las cosas, las actas de las reuniones del Comité de Supervisión y sus recomendaciones sólo se facilitarán a las oficinas de la COP y la MOP, y no se compartirán con la COP o la MOP, ni se harán públicas.

En resumen: el CMCT gasta casi la mitad de su dinero en sus propios salarios. El mayor financiador es China, y algunos salarios son financiados por donantes ricos (piense en Michael Bloomberg). Las normas propuestas garantizan que en el futuro no habrá una supervisión presupuestaria significativa. Creo que acabamos de resolver el misterio de lo que hay detrás de la demencial guerra de la OMS contra la nicotina más segura.

El camino hacia el CMCT #COP10

Los preparativos de la COP10 avanzan en lo que respecta a la Secretaría del CMCT. La dirección programa provisional y algunos otros documentos se publicaron a principios de este mes.

Pasar de el orden del día podemos esperar un debate repleto de temas de fondo. Los lectores recordarán que la COP9 fue virtual y que, aunque los debates fueron tortuosos (refresquen la memoria con nuestro COP en directo), no hubo debate sobre "temas sustantivos". Esta COP10 presencial en Panamá promete ser una auténtica batalla campal, y nos preguntamos si la semana asignada será suficiente. 

Analizaremos la documentación disponible y compartiremos con ustedes nuestras impresiones al respecto en las próximas semanas. Mientras tanto, aquí van algunas de nuestras rápidas observaciones.

Los documentos ya publicados muestran que podemos esperar debates de fondo sobre estos temas: 

  •  Artículos 9 (Regulación del contenido de los productos del tabaco) y 10 (Regulación de la información sobre los productos del tabaco). Hasta ahora se han publicado dos informes: aquí y aquí. Se verán afectadas las alternativas más seguras y no combustibles al consumo de tabaco.
  • Debate específico sobre "productos del tabaco novedosos y emergentes", es decir, las alternativas más seguras al tabaco, como los vapes, las bolsitas de nicotina, los productos del tabaco calentado y el snus. 

Como ya se habrán dado cuenta, aunque la Secretaría ha sido muy generosa con algunos documentos, aún quedan pendientes algunas piezas clave del rompecabezas, entre ellas:

  • Informes sobre los artículos 9 y 10 (FCTC/COP/10/7),
  • Informes sobre nuevos productos (FCTC/COP/10/9 y FCTC/COP/10/10),
  • y los proyectos de decisión adjuntos.

Estas piezas que faltan mostrarán la dirección que la OMS quiere tomar para las alternativas al tabaquismo. ¿Será que la OMS vuelve a desestimar los fundamentos científicos de las alternativas a los cigarrillos? No pierda de vista COPWATCH para análisis y actualizaciones. 

Y aquí va un recordatorio: si su organización desea solicitar la condición de observador, tenga en cuenta que el plazo para hacerlo finaliza el 22 de agosto:

https://fctc.who.int/who-fctc/governance/observers

Visite Háganoslo saber cómo te va. 

Otra reunión turbia de la OMS

Copwatch se ha referido a menudo a la naturaleza opaca de las reuniones de la Conferencia de las Partes de la OMS. Es de esperar que la reunión de la COP10 en Panamá siga el mismo camino de funcionamiento a puerta cerrada, como mejor se describe en esta sesión informativa a partir de 2021.

"También quedan excluidas las ONG de defensa que representan a las personas directamente afectadas por los regímenes de control del tabaco. Esto incluye a los fumadores y a los usuarios de productos de nicotina más seguros. La participación de la industria tabacalera en la producción de algunos productos de nicotina más seguros, pero no de todos, significa que las organizaciones de defensa de la reducción de daños del tabaco, incluidas numerosas organizaciones de defensa de los consumidores de vaping o snus, están excluidas de facto."

Las oscuras y siempre ocultas actividades del Foro Global de Reguladores del Tabaco (GTRF) también se han documentado en estas páginas. Más recientemente en abril

"Un pequeño grupo de investigadores, a los que no les entusiasma la reducción de daños del tabaco, seleccionan estudios que concuerdan con sus creencias preconcebidas y citan documentos inéditos de una pequeña selección de miembros de la OMS resultantes de reuniones secretas de las que no se levanta acta, todo ello financiado por un país que no es Parte del Convenio."

Las actas de las dos últimas reuniones de la Mesa del CMCT, celebradas en noviembre y marzo, tampoco han salido a la luz, según ha podido saber Copwatch. informado antes de

Ahora debemos añadir otra turbia reunión de la OMS a la lista que no deja de crecer. 

El sistema de gestión de actos de las Naciones Unidas lleva un con poca antelación sobre un acontecimiento denominado Consulta Mundial sobre Productos de Nicotina y Tabaco Nuevos y Emergentes, que tendrá lugar en Ginebra entre el 21 y el 23 de junio. No hay más información disponible públicamente sobre esta reunión. Sin embargo, podemos asumir que es muy probable que este evento sea una preparación para la COP10 y el trabajo que la OMS y la Secretaría del CMCT están realizando para recomendar la plena equiparación de todos los nuevos productos con los cigarrillos en los informes que se presentarán a las Partes. 

Enmarcada como una consulta, Copwatch espera que el resultado sean publicaciones dedicadas, como éstas sobre tabaco calentado y productos vaping que se publicaron tras unas consultas mundiales dirigidas por la región EURO de la OMS antes de la última COP. 

Nadie ajeno a la burbuja del CMCT de la OMS podrá ver esta última reunión secreta, ni esperamos que se publiquen las actas. 

El sitio web de la OMS contiene una página sobre la transparencia, que declara con confianza: 

"Para generar confianza, los comunicadores deben ser transparentes sobre la forma en que la OMS analiza los datos y el modo en que formula recomendaciones y políticas.

"Los comunicadores deben informar rápida y públicamente de los participantes, los procesos y las conclusiones de las reuniones de elaboración de directrices".

Presumiblemente, esta es su idea de una broma.

¿Es ahora el sitio web del CMCT un Bloomboard?

¿Es ahora el sitio web del CMCT un Bloomboard?

Otro día más, otra conexión de Bloomberg con la Secretaría del Convenio Marco. Sorprendentemente, (o quizá a estas alturas deberíamos quitarnos las ilusiones de que no sirven como empresa de lobby para el Sr. Bloomberg) la página web oficial del CMCT ofrece información sobre la posibilidad de solicitar subvenciones financiadas por Bloomberg (Ronda 33 del Programa de Subvenciones de la Iniciativa Bloomberg para Reducir el Consumo de Tabaco | CMCT de la OMS).

El tablón de anuncios donde se puede encontrar la información sobre las subvenciones, sirve de fuente de noticias de "actos e iniciativas organizados por la Secretaría de la Convención y/o sus socios". ¿Se ha convertido Bloomberg recientemente en socio oficial del CMCT? Veámoslo: Donantes y socios (who.int). No. ¿Quizás Bloomberg Philanthropies tiene estatus oficial de Observador de la COP? Compruébelo: Organizaciones no gubernamentales acreditadas como observadoras ante la COP (who.int). No, sigue sin ser el caso.

Podemos concluir simplemente que el sitio web del Tratado internacional, jurídicamente vinculante para sus signatarios, gestionado por la Secretaría del CMCT, sirve de cartelera Bloomboard para subvenciones financiadas con fondos privados. Así pues, en lugar de dedicar su tiempo y dinero, procedentes de las cuotas de las Partes (todos los Estados soberanos), la Secretaría ofrece ahora su ayuda a un rico fondo privado.

Por supuesto, otra cuestión es el valor añadido de tales proyectos. ¿Alguien espera que sus resultados difieran en algo de la línea oficial de la Secretaría y de las organizaciones amigas? ¿Una línea oficial que está decididamente en contra de la Reducción de Daños del Tabaco?

En definitiva, las expectativas son la madre de todas las frustraciones, así que ¿por qué preocuparse?

Sorpresa en el centro de conocimiento

El término "multilateral" describe la esencia misma de los tratados y acuerdos internacionales entre países de todo el mundo. El sitio Convenio Marco para el Control del Tabaco y COP no son una excepción y, en consecuencia, en todos sus debates y decisiones deben participar todas las partes: 182 países, para ser más precisos.

El 5 de julio, la Secretaría del CMCT sorprendió a los observadores de la COP Anuncio de la creación de un Centro del Conocimientoen colaboración con Santé Publique Franciapara la educación, la comunicación, la formación y la sensibilización del público en materia de control del tabaco. Esto plantea algunas preguntas ¿Han solicitado las Partes la creación de este nuevo Centro de Conocimientos? ¿Se debatió en COP9o en anteriores sesiones de la COP? ¿Tiene la Secretaría del CMCT competencia para decidir unilateralmente cuándo se necesita un nuevo KH o con quién se establece, particularmente cuando la financiación provendrá presumiblemente de las contribuciones de las Partes al CMCT? ¿Fue éste el deseo o compromiso de una sola Parte/País y es eso justificación suficiente para crear un nuevo KH? ¿Se trata de multilateralismo?

Una vez más, la respuesta a todas estas preguntas es NO. En el comunicado de prensa, la Secretaría del CMCT explica vagamente que la creación de este Centro de Conocimientos "concreta el compromiso de Francia" para luchar contra el tabaco a escala internacional. 182 Partes en el CMCT han asumido este mismo compromiso, pero ¿tendrán todas ellas un Knowledge Hub?

La creación del KH también resulta chocante, ya que demuestra que la Secretaría del CMCT está utilizando el COP para actuar de forma arbitraria. El anuncio no concuerda con la decisión adoptada en la COP9 establecer un nuevo Knowledge Hub sólo previa solicitud (página 43). También hace caso omiso de la opinión de una de las Partes de que la prioridad debería ser un nuevo KH sobre regulación de productos (página 15).

La Secretaría del CMCT está utilizando la COP como fachada para actuar arbitrariamente y tomar decisiones unilaterales, sin solicitar la aprobación de las Partes.

Este acuerdo unilateral y secreto (anunciado públicamente como Memorando de Entendimiento) también plantea interrogantes sobre cómo el CMCT está siendo influido e impulsado por los países más ricos, en detrimento potencial de los más pobres.

Por último, para recordarle por qué esto es profundamente erróneo, le invitamos a que eche un vistazo al Competencias de la Secretaría del CMCTque son claramente muy limitados y no autorizan a la Secretaría a firmar acuerdos con organismos gubernamentales nacionales, como Santé Publique France.

Esperamos que las Partes del CMCT también estén sorprendidas y preocupadas por este repentino anuncio, y que también sigan cuestionando si el CMCT es un tratado verdaderamente multilateral.

Conferencia de las Partes Convenio Marco para el Control del Tabaco

Avances entre sesiones: el secretismo continúa

Nos encontramos en el periodo entre sesiones previo a la COP10 y merece la pena destacar algunos acontecimientos. Recordarán que las elecciones del Mesa de la COP10 se celebraron durante COP9 El año pasado, Eswatini asumió la presidencia y Omán, Países Bajos, Uruguay, Sri Lanka y Australia ocuparon los demás puestos del comité. El sitio web del CMCT informa de que esta nueva Mesa se reunió por primera vez durante el última semana de abril. Lo que ocurrió allí es un misterio. ¿Qué se discutió? ¿Qué se acordó? ¿Se ha compartido alguna información con las Partes? La respuesta es que no lo sabemos. Se trató de otra reunión secreta, impulsada por la Secretaría del CMCT y un selecto grupo de países.

La próxima reunión de la Mesa es prevista para otoño - ¿tendremos la misma extraña sensación de quedarnos a oscuras después de esa también?

Conferencia de las Partes Convenio Marco para el Control del Tabaco.

¿Dónde están las actas literales #COP9 que faltan?

Ha pasado algún tiempo desde que dimos noticias sobre el #FCTCCOP, pero ¿ha habido calma para la Secretaría del CMCT?

El silencio puede significar que las cosas se están cocinando en silencio y, de hecho, volvemos a estar aquí para informar de los avances tras la secreta COP9 del año pasado. Finalmente, casi cinco meses después de la reunión, la Secretaría del CMCT publicó la Informe final de la COP9. El informe de sesenta y ocho páginas reafirmaba la decisión adoptada antes de la COP de que "debates y decisiones de fondo" algunos de los puntos del orden del día (incluidos los artículos 9 y 10 y los productos "novedosos") se aplazan hasta la COP10, que se celebrará en Panamá en 2023.

Sin embargo, es evidente que hay mucho más en el informe de lo que se discutió durante la reunión. En particular, la Secretaría del CMCT ha incluido algunas sugerencias sobre la regulación de productos "novedosos" -como la consideración de ampliar la definición de "productos de tabaco" en el Convenio para incluir los productos novedosos (página 12)- a pesar de que las Partes habían decidido aplazar esas discusiones hasta la COP10.

Por último, aunque no por ello menos importante, incluso el jefe de la Secretaría del CMCT reconoció que algunos debates se perdieron literalmente en la traducción durante la COP9 (aquí). ¿Es esta la razón por la que no se han publicado las actas literales de las sesiones plenarias? como suelen ser?

Además de impedirnos asistir a la reunión, parece que no se nos permite saber lo que se dijo o debatió.

Conferencia de las Partes Convenio Marco para el Control del Tabaco.

La Secretaría del CMCT utiliza propaganda australiana para influir en los observadores de las ONG de la COP

Como continuación de nuestro último mensaje en la que se ponía de relieve cómo la OMS ha estado seleccionando países para debatir el futuro del control del tabaco en una reunión secreta, ahora nos encontramos con el antitabaco El brazo anti-nicotina de la OMS seleccionando información para manipular a los observadores de las ONG en la COP. 

La semana pasada, la Secretaría del CMCT envió el siguiente correo electrónico, en el que hace hincapié en un estudio muy dudoso del Centro Nacional Australiano de Epidemiología y Salud de la Población (NCEPH).


Date: Lun, Jun 20, 2022 a las 7:15 PM
Asunto: Investigación sobre el consumo de cigarrillos electrónicos y evaluación de la salud pública en Australia
Para:

Estimadas ONG observadoras en la COP,

La Secretaría del Convenio y la OMS han recibido recientemente la visita de la profesora Emily Banks, una de las principales investigadoras australianas en materia de cigarrillos electrónicos y control del tabaco. La Profesora Banks es la Directora del Centro de Datos y Políticas de Salud Pública, en el Centro Nacional de Epidemiología y Salud de la Población (NCEPH), con sede en la Universidad Nacional de Australia. Nos gustaría compartir con ustedes información sobre el último proyecto de investigación que ha dirigido en Australia.

 El NCEPH realizó una revisión de los resultados de salud en relación con el uso de cigarrillos electrónicos y una evaluación de salud pública de los cigarrillos electrónicos para Australia, según lo encargado por el Departamento de Salud de Australia el 27 de febrero de 2019. Esta revisión sistemática global es la revisión más completa de los impactos en la salud relacionados con vaping hasta la fecha.

 Hasta la fecha, al menos 32 países prohíben la venta de cigarrillos electrónicos de nicotina, 79 países -entre ellos Australia- permiten su venta aunque los regulan total o parcialmente y los 84 países restantes no los regulan en absoluto. En Australia, los cigarrillos electrónicos de nicotina sólo son legales con receta médica para dejar de fumar.

 En Australia, sin embargo, a partir de 2019, la mayoría del uso de cigarrillos electrónicos no es para dejar de fumar, especialmente en edades tempranas.

 La revisión sistemática de los cigarrillos electrónicos y los resultados sanitarios (Revisión) publicada por el NCEPH el 7 de abril de 2022 forma parte de una serie de informes elaborados como parte de este proyecto. La Revisión concluye que:

  • Existen pruebas sólidas o concluyentes de que los cigarrillos electrónicos con nicotina pueden ser perjudiciales para la salud, así como incertidumbre sobre su impacto en una serie de resultados importantes en materia de salud y enfermedad.
  • El uso de cigarrillos electrónicos con nicotina aumenta el riesgo de una serie de consecuencias adversas para la salud, como intoxicación, toxicidad por inhalación (como convulsiones), adicción, traumatismos y quemaduras, lesiones pulmonares y tabaquismo, sobre todo en los jóvenes.
  • Los cigarrillos electrónicos con nicotina son muy adictivos, lo que explica su uso creciente y generalizado entre niños y adolescentes en muchos entornos.
  • El patrón más común de uso de cigarrillos electrónicos es el uso dual de cigarrillos electrónicos y tabaquismo, que generalmente se considera un resultado adverso.
  • Existen pruebas sólidas de que los no fumadores que utilizan cigarrillos electrónicos tienen tres veces más probabilidades de pasar a fumar cigarrillos de tabaco combustible que los no fumadores que no utilizan cigarrillos electrónicos, lo que apoya el efecto "puerta de entrada".
  • Existen pruebas limitadas de la eficacia de los cigarrillos electrónicos de nicotina de base libre como ayuda para dejar de fumar en el ámbito clínico.

 El resumen de la revisión puede consultarse en este enlace y la revisión sistemática global completa es disponible aquí. Encontrará más información sobre el proyecto y recursos del Centro Nacional de Epidemiología y Salud de la Población en este sitio web.

Muchas gracias por su atención.

Saludos cordiales,
Secretaría del CMCT de la OMS


El correo electrónico repite conclusiones de la revisión sin ninguna evaluación objetiva de las pruebas que las sustentan. Sin embargo, el Dr. Colin Mendelsohn -miembro del Grupo Asesor de Expertos de las Directrices Australianas para Dejar de Fumar, que lleva 35 años trabajando en el tratamiento del tabaquismo- ha una mirada más crítica sobre las reclamaciones y ha señalado muchas afirmaciones discutibles, o incluso falsas. 

La revisión afirma que existen "pruebas concluyentes de que el uso de cigarrillos electrónicos puede causar enfermedades respiratorias (EVALI) entre los fumadores", lo que simplemente no es cierto. Por el contrario, declara que existen "pruebas limitadas de la eficacia de los cigarrillos electrónicos de nicotina libre como ayuda para dejar de fumar" a pesar de que la revisión Cochrane living -la evidencia científica de mayor calidad- ha encontrado que vapear es el doble de eficaz como el uso de TSN para dejar de fumar.

La revisión también selecciona cuidadosamente las investigaciones que sugieren que el vapeo lleva a los jóvenes a fumar, ignorando las pruebas reales de lo contrario. En todos los estados en los que el vapeo ha podido competir con los productos de combustible, las tasas de tabaquismo juvenil han disminuido considerablemente desde que los productos de vapeo están disponibles y se encuentran en niveles históricamente bajos en el Reino Unido y Estados Unidos. Tal vez el CMCT no sea consciente de lo que está ocurriendo en el mundo, lo que, de ser cierto, sería todo un fracaso para una institución mundial. 

Uno se pregunta por qué, si Colin Mendelsohn puede encontrar tantos fallos en las pruebas del NCEPH, la Secretaría del CMCT es incapaz de hacer lo mismo. O, si lo han hecho, por qué la Secretaría del CMCT destaca con entusiasmo la revisión sin una nota de cautela. 

Perdónenos por ser cínicos, pero dudamos que la Secretaría del CMCT envíe correos electrónicos similares para destacar las investigaciones que muestran el vapeo de forma positiva. 

Para recordarle por qué esto es profundamente erróneo por parte de la Secretaría, por favor revise uno de nuestros posts anteriores - ¿Qué le pasa a la COP del CMCT? La Secretaría debería ser imparcial, pero comportamientos como éste revelan que trabaja para manipular a las Partes según su propia agenda: 

Por lo tanto, es irresponsable, y podría decirse que éticamente incorrecto, fomentar la duda sobre el vapeo entre las ONG y los observadores a través de un correo electrónico oficial, sin equilibrar la revisión australiana claramente sesgada con el conjunto cada vez más importante de pruebas que apuntan a importantes beneficios para la salud pública en los países donde el vapeo está dando lugar a una impresionante disminución del tabaquismo. 

El tratado CMCT preámbulo define su objetivo como "mejorar la salud de una población eliminando o reduciendo su consumo de productos del tabaco y su exposición al humo de tabaco". Humo, no nicotina. Parece que la Secretaría lo ha olvidado.